ROMAN DIAZ 205 OFICINA 205, PROVIDENCIA
+56 9 4271 5655

Reporte de caso: Metástasis gástrica de carcinoma endometrial, una localización inusual

Año de la Revista:

2020

Edición N°:

1

Autores:

Santiago Rueda Espinel MD1, María Alejandra Rueda Perea MD2, Simón Orostegui Correa MD3.


Instituciones:

Departamento de Ginecología y Obstetricia, Universidad Autónoma de Bucaramanga. Bucaramanga, Santander, Colombia.

1. Residente Ginecología y Obstetricia, Universidad Autónoma de Bucaramanga. Bucaramanga, Santander, Colombia.
2. Residente Medicina Interna, Universidad Autónoma de Bucaramanga. Bucaramanga, Santander, Colombia.
3. Ginecólogo Oncólogo, docente asociado Universidad Autónoma de Bucaramanga. Bucaramanga, Santander, Colombia.

Correspondencia: Santiago Rueda Espinel
calle 37 #15-25, oficina 403
srueda388@unab.edu.co


Descargar Documento PDF:
sochog.cl

Título:

Tipo de documento:

Casos Clínicos

Reporte de caso: Metástasis gástrica de carcinoma endometrial, una localización inusual

Volumen:
85

Contenido del documento:


INTRODUCCIÓN

El cáncer de endometrio es la sexta entidad maligna más común a nivel mundial, con un estimado de 320.000 casos nuevos cada año 1. Norte América y Europa tienen la mayor incidencia de esta entidad, siendo el cáncer más común del tracto genital y el cuarto cáncer en frecuencia en la mujer 2. Se estima que cada año en Norte América ocurren 55.000 casos nuevos y 11.000 muertes atribuidas a esta patología 3. En Colombia, es el sexto cáncer más común en la mujer, con una tasa de incidencia ajustada de 3.5 por cada 100.000 mujeres 4 y representa cada año 8 muertes por cada 10.000 habitantes 5. Se ha documentado un aumento de la mortalidad con una rata del 1,5% por año en mujeres de raza blanca, y de 2,1% en mujeres negras 6; a pesar de ser más frecuente en las primeras, las variantes histológicas suelen ser más agresivas en las segundas y la detección del cáncer se da de manera más tardía 7.

La estimulación estrogénica se asocia al crecimiento del endometrio proliferativo, mientras que la progesterona se encarga de contrarrestar su efecto, por lo anterior cualquier entidad que represente una mayor exposición a estrógenos sin contraposición, induce un espectro continuo de cambios a nivel endometrial que pueden ser benignos o malignos 8. Los principales factores de riesgo identificados son la obesidad (debido a la aromatización extraovárica de androstenediona a estrona), terapia de reemplazo hormonal, síndrome de ovario poliquístico, menopausia tardía, nuliparidad, terapia con Tamoxifeno y diabetes mellitus 9.

A pesar de no contar con un método de tamización en población de bajo riesgo, el 67% de los casos son diagnosticados en etapas tempranas mediante biopsia 6 dado que presentan sangrado uterino anormal o cambios en el flujo vaginal. En los casos restantes, se evidencian hallazgos ecográficos con alta sospecha de malignidad 8. La edad promedio de diagnóstico es a los 60 años, sin embargo hasta un 5% se presenta antes de los 40 años 10.

El principal sitio de extensión local es el miometrio 1. Su recurrencia puede ser local o extrapélvica y tendrá como determinantes el tiempo en el diagnóstico, tipo histológico del tumor, compromiso del espesor uterino, tratamiento quirúrgico, radio y quimioterapéutico 7. Usualmente recurre a nivel de la cúpula vaginal y a nivel linfático 11, sin embargo, se han presentado casos a distancia de localización inusual, principalmente en ovarios, peritoneo y pulmones 12.

Se presenta el caso de un adenocarcinoma endometrial metastásico a nivel gástrico. Esta es una patología muy poco frecuente, en la literatura consultada es el segundo caso reportado.

PRESENTACIÓN DEL CASO

Paciente femenina de 73 años de edad, con antecedente de reemplazo valvular mitral biológica hace 10 años, que requirió anticoagulación por 3 meses, y antecedente de carcinoma endometrial, diagnosticado 7 años atrás debido a episodios de sangrado uterino anormal asociado a un endometrio irregular engrosado de 17mm y aspecto miometrial heterogéneo reportado mediante  ultrasonografía transvaginal, por lo que se le realizó un legrado con reporte histopatológico de adenocarcinoma endometrial de tipo endometroide pobremente diferenciado (FIGO grado 3), manejada con histerectomía radical y vaciamiento ganglionar según el criterio del Ginecooncólogo tratante, encontrando infiltración total del endometrio y hasta el 95% del espesor miometrial, con parametrios, anexos, pared vaginal, epiplón y ganglios paraórticos, iliaca primitiva, iliacos derechos e iliacos izquierdos libres de metástasis (FIGO estadio IB). Recibió tratamiento con radioterapia adyuvante externa (programada para 5050 cGy + 5 sesiones de 200 cGy de braquiterapia) recibió 4600 cGy acumulados, posteriormente abandona el tratamiento por razones económicas y no acepta braquiterapia. Tuvo seguimiento por consulta externa por ginecología oncológica anualmente durante 4 años con favorable evolución, en remisión de la enfermedad, asistió a último control hace 3 años.

Consultó por cuadro clínico de dolor abdominal de 18 horas de evolución localizado en mesogastrio irradiado a región lumbar bilateral, asociado a 2 episodios de deposiciones melénicas, sin otros síntomas asociados. Al examen físico signos vitales dentro de límites normales, estable hemodinámicamente, evidencia de palidez mucocutánea generalizada, deshidratación leve, sin sangrado activo en el momento, sin alteración del estado de conciencia y sin signos de dificultad respiratoria. Se considera hemorragia de vías digestivas altas, se suspende la vía oral, se inicia infusión de inhibidor de bomba de protones y antiespasmódicos.

Los laboratorios de ingreso evidencian anemia moderada normocítica normocrómica homogénea, tiempos de coagulación y pruebas de función renal en rangos de normalidad. Se realiza endoscopia de vías digestivas altas, identificando una lesión subepitelial de 4x4cm, ulcerada sin sangrado activo, hacia la unión antro – corporal en la curvatura mayor.

Valorada por servicio de cirugía gastrointestinal, con alta sospecha de lesión maligna; se solicita TAC abdominal contrastada que reporta masa sólida de densidad heterogénea, con algunos focos de necrosis en su interior, que mide 4.5 x 4.0 x 3.0 cm, localizada en el espacio gastrocólico adyacente al estómago y sobre la curvatura mayor, adicionalmente adenomegalia de gran tamaño retroperitoneal que se localiza por detrás de la cabeza del páncreas, que mide 4.0 x 3.0 x 2.5 cm. Se realiza ultrasonografía endoscópica gástrica evidenciando una lesión subepitelial hipoecogénica de 40 x 38 mm dependiente de cuarta ecocapa en la curvatura mayor de la unión antrocorporal y una adenopatía peripancreática hipoecogénica de 40 x 45 mm (figura 1), de las cuales se toman nuestras y se reportan como carcinoma pobremente diferenciado con positividad focal para vimentina compatible con origen endometrial.

Se confirma una enfermedad primaria del tracto ginecológico con recurrencia ganglionar abdominal, se inicia manejo con quimioterapia sistémica (Carboplatino + Paclitaxel); tras 3 ciclos la paciente presenta astenia y adinamia grado 3 que deteriora su calidad de vida, por lo que en conjunto con ella se decide suspender el tratamiento y solicitar estudios imagenológicos para valorar el estado de la enfermedad, evidenciando en control de tomografía abdominal contrastada respuesta completa según los criterios RECIST (figura 2).

Dado que se trata de una paciente con una enfermedad recurrente de muy alto riesgo de progresión, quien no acepta quimioterapia, se decide continuar manejo con Acetato de Megestrol 160mg/día, tratamiento que está realizando en el presente con adecuada tolerancia desde hace 6 meses.

DISCUSIÓN

El diagnóstico de cáncer endometrial es usualmente en postmenopáusicas sintomáticas 8, como ya fue mencionado y concordante con el presente caso. La principal vía de diseminación es linfática, en pacientes con recurrencias abdominopélvicas y metástasis a otros órganos suele verse diseminación sanguínea 13.  Se consideran como criterios histopatológicos para determinar que se trata de una enfermedad de alto riesgo: tumores grado 3 o pobremente diferenciados (como el caso presentado), invasión linfovascular, tipo no endometroide y la extensión al estroma cervical 1.

El tratamiento es fundamentalmente quirúrgico e incluye histerectomía con salpingooforectomía 8. Por su parte, la linfadenectomía es requerida para la estadificación, sin embargo, su utilidad terapéutica es controvertida 1, puesto que es difícil demostrar el verdadero beneficio en una patología que en general tiene un pronóstico favorable 14, y teniendo en cuenta la morbilidad asociada a dicho procedimiento no se recomienda en pacientes de bajo riesgo 15; por otro lado, ha quedado en evidencia que la linfadenectomía aumenta la sobrevida en mujeres con cáncer endometrial de riesgo intermedio-alto 14.

Actualmente se recomienda la biopsia de ganglio centinela con el objetivo de reducir la morbilidad generada por la linfadenectomía 1. Un metaanálisis reciente reporta tasas de detección superiores al 80%, especialmente con el uso de verde de indocianina, con una sensibilidad cercana al 100% 16.

La recurrencia es definida como una reaparición local del tumor o el desarrollo de metástasis a distancia, descubiertas posterior a los 6 meses o más de lograr completa remisión del tumor tratado 12. Las recurrencias locales y las metástasis se presentan en un 64% en los primeros dos años posteriores al tratamiento inicial y un 87% en el tercer año 17.

Las localizaciones típicas de recurrencia son: cúpula vaginal, nódulos linfáticos pélvicos y para aórticos; y a distancia los mas comunes son ovarios, peritoneo y pulmones 12. Se han descrito otras localizaciones consideradas atípicas, tales como nódulos extra abdominales (supraclaviculares, axilares y mediastinales), hígado, bazo, glándulas adrenales, esqueleto axial y sistema nervioso central 12, en menor frecuencia se han identificado recurrencias en colón e intestino delgado 18, así como en pared abdominal 19.

Las lesiones a nivel de mucosa gástrica en un porcentaje muy alto de los casos son primarias 20, es raro encontrar lesiones metastásicas a este nivel. Se ha descrito una incidencia de 0.2% 21 a 0.8% 22, sin embargo, esta cifra podría aumentar a 1.7% 23 y hasta 5.4% cuando se evalúan estudios realizados en autopsias de personas con neoplasias malignas 24. Las neoplasias primarias más prevalentes con este compromiso secundario son:  esófago, piel, pulmón, cérvix, mama, colón sigmoides y testículos 20.

Clínicamente el síntoma más frecuente de una metástasis gástrica es el sangrado de vías digestivas altas 22, concordante con el caso expuesto. Otros síntomas incluyen anorexia, dispepsia, pérdida de peso y dolor abdominal 25. El tiempo promedio entre el diagnóstico del primario y el diagnóstico de la diseminación a nivel gástrico es de 16 meses 20, mientras que en este caso han trascurrido 7 años. La existencia de estas lesiones son un marcador importante de una condición avanzada, ya que se ha descrito que hasta un 50% de las personas presentan concomitante compromiso metastásico a otros órganos 26.

Por lo general, el manejo de las metástasis secundarias a un carcinoma endometrial es quimioterapia basada en platino 1, adicionalmente se plantea la resección quirúrgica para alivio sintomático paliativo 27. La combinación que mayor efectividad ha mostrado es Doxorrubicina-Cisplatino-Paclitaxel (TAP), sin embargo, representa una toxicidad muy alta 28. Un ensayo clínico comparó la administración de TAP versus Carboplatino-Paclitaxel, encontrando que tienen similar eficacia y que este último tiene menor morbilidad asociada por lo cual se prefiere 29. Con este manejo, el cual recibió la paciente del presente caso, se describen tasas de respuesta de 65-75% y supervivencia libre de enfermedad en promedio por 14 meses 30.

Se hace una búsqueda con las palabras clave antes mencionadas en Medline vía PubMed, Scielo, Elsevier vía ScienceDirect y Embase, Medigraphic y Wolters Kluwer Health, encontrando que únicamente se ha descrito en España en el año 2015 un caso similar a modo de imágenes de una paciente de 62 años quien 4 años posterior al diagnóstico de un adenocarcinoma de endometrio presenta una metástasis gástrica 31 y un caso de metástasis gástrica en Estados Unidos en el año 2005 secundaria a un sarcoma del estroma endometrial 32.

CONCLUSIONES

El cáncer endometrial generalmente es diagnosticado en etapas tempranas, sin embargo, hasta una tercera parte de estas mujeres tendrán un compromiso avanzado. Las metástasis a nivel gástrico son lesiones muy infrecuentes, sumado a esto, no se ha descrito compromiso a este nivel secundario a un primario de endometrio. Por lo anterior, la evidencia es limitada. Se presume su manejo es similar al indicado en las recurrencias por adenocarcinomas endometriales, el cual se fundamenta en quimioterapia con Platino. En el presente caso, dicho manejo representó respuesta total a la enfermedad. Más estudios son necesarios para determinar el pronóstico, tratamiento y evaluar la posibilidad de métodos de tamización para su detección temprana.

BIBLIOGRAFÍA

  1. Amant, F., Mirza, M. R., Koskas, M. & Creutzberg, C. L. FIGO cancer report 2018, cancer of the corpus uteri. Int J Gynecol Obs. 143, 37-50 (2018).
  2. Siegel, R., Miller, K. & Jemal, A. Cancer statistics. CA Cancer J Clin 68, 7-30 (2018).
  3. Piulats, J., Guerra, E. & Martin, M. Molecular approaches for classifying endometrial carcinoma. Gynecol Oncol 145, 200-207 (2017).
  4. Minisiterio de Salud y Protección Social. Observatorio Nacional de Cáncer. Gob. Colomb. 1-59 (2018).
  5. Pardo, C. & Cendales, R. Cáncer en Colombia 2007-2011. Inst. Nac. Cancerol. Colomb. 1-150 (2011).
  6. American Cancer Society. Cancer Facts & Figures 2018. 309, 1689 (2018).
  7. American Cancer Society. About Endometrial Cancer. (2016).
  8. Leslie, K. K. et al. Endometrial cancer. Obstet. Gynecol. Clin. North Am. 39, 255-68 (2012).
  9. RA., S., AC., V. E. & R., W. American Cancer Society guidelines for the early detection of cancer: Update of early detection guidelines for prostate, colorectal, and endometrial cancers. CA Cancer J Clin 51, (2001).
  10. Morice, P., Leary, A., Creutzberg, C., Abu-Rustum, N. & Darai, E. Endometrial Cancer. Lancet (2015). doi:10.1016/S0140-6736(15)00130-0
  11. Lin, T., Lin, D., Zhang, Z. & Shah, B. A. Metastatic endometrial serous carcinoma to the breast. Appl. Radiol. 46, 42-45 (2017).
  12. Kurra, V. et al. Typical and atypical metastatic sites of recurrent endometrial carcinoma. Cancer Imaging 13, 113-122 (2013).
  13. Burke, W. M. et al. Endometrial cancer: A review and current management strategies: Part I. Gynecol. Oncol. 134, 385-392 (2014).
  14. Chan, J. K. et al. Therapeutic role of lymph node resection in endometrioid corpus cancer: A study of 12,333 patients. Cancer 107, 1823-1830 (2006).
  15. Cragun, J., Havrilesky, L. & Calingaert, B. Retrospective analysis of selective lymphadenectomy in apparent early stage endometrial cancer. J Clin Oncol 23, 3668–3675 (2005).
  16. Bodurtha, A., Fader, A. & Tanner, E. Sentinel lymph node assessment in endometrial cancer: a systematic review and metaanalysis. Am J Obs. Gynecol 216, 459–476.e410. 54. (2017).
  17. JG., A., V., A. & P., K. Recurrent adenocarcinoma of the endometrium, a clinical and histopathological study of 379 patients. Gynecol Oncol 17, 85-103 (1984).
  18. Hubers, J. A. & Soni, A. A Rare Case of Endometrial Cancer Metastatic to the Sigmoid Colon and Small Bowel. Case Rep. Gastrointest. Med. 2017, 1-3 (2017).
  19. Luz, R., Leal, R., Simões, J., Gonçalves, M. & Matos, I. Isolated Abdominal Wall Metastasis of Endometrial Carcinoma. Case Rep. Obstet. Gynecol. 2014, 1-4 (2014).
  20. Campoli, P. et al. Metastatic cancer to the stomach. Gastric Cancer 9, 19-25 (2006).
  21. Higgins, P. Pyloric obstructions due to a metastatic deposit from carcinoma of the bronchus. Can J Surg 5, 438-41 (1962).
  22. Green, L. Hematogenous metastases to the stomach. A review of 67 cases. Cancer 65, 1596–600 (1990).
  23. Menuck, L. & Amberg, J. Metastatic disease involving the stomach. Am J Dig Dis 20, 903–13 (1975).
  24. Oda, I. et al. Metastatic tumors to the stomach: analysis of 54 patients diag- nosed at endoscopy and 347 autopsy cases. Endoscopy 33, 507–10 (2001).
  25. Van Cutsem, E., Sagaert, X., Topal, B., Haustermans, K. & Prenen, H. Gastric cancer. Lancet 388, 2654-2664 (2016).
  26. Kobayashi, O. et al. Clinical diagnosis of metastatic gastric tumors: clinicopathologic findings and prognosis of nine patients in a single cancer center. World J Surg 28, 548–51 (2004).
  27. G., G. et al. Surgical treatment of gastric metastases from cutaneous melanoma: experience of the National Cancer Institute of Milan. Tumori 87, 229-31 (2001).
  28. Fleming, G., Brunetto, V. & Cella, D. Phase III trial of doxorubicin plus cisplatin with or without paclitaxel plus filgrastim in advanced endometrial carcinoma: A Gynecologic Oncology Group Study. J Clin Oncol 22, 2159–2166 (2004).
  29. Miller, D., Filiaci, V. & Fleming, G. Late- breaking Abstract 1: Randomized phase III noninferiority trial of first line chemotherapy for metastatic or recurrent endometrial carcinoma: A Gynecologic Oncology Group study. Gynecol Oncol 125, (2012).
  30. Sorbe, B., Andersson, H., Boman, K., Rosenberg, P. & Kalling, M. Treatment of primary advanced and recurrent endometrial carcinoma with a combination of carboplatin and paclitaxel long term follow up. Int J Gynecol Cancer 18, 803–808 (2008).
  31. Clavero-Fernández, E., Souto-Ruzo, J., Alonso-Aguirre, P., Suárez-Fuentetaja, R. & Álvarez-Martínez, M. Metástasis gástrica de un adenocarcinoma de endometrio. Rev. Esp. Enfermedades Dig. 107, 436-437 (2015).
  32. Kethu, S., Zheng, S. & Eid, R. Metastatic lowgrade endometrial stromal sarcoma presented as a subepithelial mass in the stomach. Gastrointest. Endosc. 62, 814-816 (2005).

 

Abrir chat
¿En qué podemos ayudarte hoy?